SAN LUIS POTOSÍ, SLP., 5 de junio 2021.- Corporaciones policiacas fueron alertadas sobre un posible cadáver que colgaba en el distribuidor Benito Juárez, de la capital potosina.

Al acudir a corroborar comprobaron que se trataba de un maniquí, envuelto en cinta adhesiva y junto a él un mensaje delictivo.

Elementos de la Policía Estatal y Policías de Investigación montaron un operativo en la zona, para bajarlo del distribuidor y comenzar investigaciones.

El hecho causó pánico entre la ciudadanía, mientras que estos actos transcurren apenas un día antes de la jornada electoral, que se ha visto empañada por hechos de violencia en las últimas horas.