Fue el personal de la empresa de crematorios que se dio cuenta que el cuerpo no correspondía a los datos proporcionados por el ISSSTE de Tlaxcala. TLAXCALA, Tlax., 29 de junio de 2020.- El cadáver erróneo de una paciente de Covid 19 fue entregado por el personal del Hospital General del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE) en Tlaxcala a los familiares para su cremación, sin embargo, minutos antes de la cremación se dan cuenta que los datos y la persona a incinerar no es la misma.

El hecho se suscitó este domingo, cuando el personal del ISSSTE entregó el supuesto cuerpo de María Félix N. de 58 al esposo de ocupación obrero y familiares, sin embargo, previo a la cremación el personal de la empresa funeraria Los Ángeles al cotejar los datos de la orden con los del cadáver no son los mismos y al abrir el ataúd y bolsa de seguridad comprueban que no correspondía, que se trataba de otra persona de diferentes características, nombre y edad.

Los hechos fueron denunciaros públicamente por Horacio N, quien informó que contrató los servicios de esta empresa y antes que el cadáver de su esposa fuera incinerado, al pedir verla por última vez se percató que era incorrecta, que era el cuerpo de una mujer con otro aspecto físico, cabello, tez y de nombre Ángeles, cuando su esposa es María Félix N.

El afectado denunció públicamente, “los doctores del ISSSTE me piden que no avise a las autoridades ni a la prensa, yo entiendo, pero en esto no debe haber errores, no se vale son amables pero me dieron el cuerpo equivocado, es otro cuerpo el que me entregaron, mi esposa ya falleció, es María Félix y el cuerpo de la mujer que me entregaron y que estuvieron a punto de cremar es de una señora de nombre Ángeles”, dijo.

Al parecer, después que el departamento de trabajo social se comunicara con los familiares de Horacio N., para reconocer los restos, estos fueron cambiados. Asimismo, agregó “el de la funeraria me dijo yo te enseño el cuerpo, llegamos allá le echaron satinizante, yo no le tengo miedo a la enfermedad, me enseñaron el cuerpo es una mujer joven, pero está canosa, les dije ábranle la boca y la mujer tenía diente y mi esposa ya no tenía dientes, vieron el nombre y no era el de mi esposa, el cuerpo era de una mujer de nombre Ángeles”.

Finalmente, el afectado informó públicamente que procedería legalmente ante este hecho por la irresponsabilidad del ISSSTE.