TAPACHULA, Chis.,11 de octubre de 2021.- Migrantes y activistas en derechos humanos continúan con la petición ante las autoridades mexicanas para que les permitan obtener documentos para permanecer de manera legal en el país y así poder transitar a su destino a la frontera norte.

Sin embargo, ante la negativa de las autoridades federales de atenderlos, mantiene amparando a cientos de migrantes para evitar ser detenidos y expulsados del país. Este lunes, un grupo de migrantes acompañados por los defensores de atención a migrantes, Luis Rey García Villagrán e Irineo Mujica, acudieron al tribunal federal al sur de Tapachula para entregar 31 juegos de juicios de garantía con 50 personas cada uno ante los jueces federales.


Son mil 550 expedientes que fueron llevados ante las instancias federales, para que las autoridades del poder judicial resuelvan la situación de los migrantes en un tiempo determinado.
A esto se suma, también los 22 paquetes con 50 personas cada uno, haciendo un total de más de 4 mil personas migrantes de todas las nacionalidades hasta las últimas horas.


“Vamos haber en la lista de los juzgados el estado que guardan, porque hay que entender que son juicios y que se está esperando la respuesta del Instituto Nacional de Migración (INM) y de la COMAR”.
Agregó que todas estas personas que están siendo amparadas, no pueden ser expulsadas de territorio mexicano, ya que los protege un juez federal ya que los protege un juez federal donde les otorga la garantía de la no deportación, expulsión y destierro del país.
De momento, agregó que se tienen casos de personas que están siendo expulsadas de Estados Unidos, por lo que el estado mexicano debe respetar la decisión del juez federal.
Ante esto, anunció que van a pedir medidas cautelares y precautorias, ante la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH), para que nadie pueda ser golpeado o lo que el Instituto Nacional de Migración (INM) se dedique hacer cuando se marche de manera pacifica a la ciudad de México.
Asimismo, se pedirá al senado de la república, que pueda brindar protección y seguridad a esta caravana de migrantes por la vulnerabilidad de las personas que han buscado todas las formas de ser atendidos pero la COMAR y el INM, siguen sin dar alguna resolución para que los migrantes puedan salir de Tapachula.