TAPACHULA, Chis.,22 de febrero de 2021.- La llegada y aplicación de vacunas para inmunizar a cientos de mexicanos contra el Covid-19, motivará la salida de éxodos migratorios de distintos países para que arriben a Tapachula y puedan ser vacunados.
Y es que a pesar de las diversas restricciones y operativos de los países como Guatemala para detener a la migración irregular, la pandemia del coronavirus, no ha frenado y no detendrá a los migrantes que llegan cada día a Tapachula, aseguró, César Augusto Cañaveral Pérez, coordinador de la dimensión pastoral de la movilidad humana en la Diócesis de este municipio
“La pandemia del Covid-19, vino aumentar la migración, ya que se tuvo recibiendo a muchas familias”.
Y es que dijo, que aunque los gobiernos de los diversos países, digan que se van a cerrar las fronteras, los migrantes sobrepasan los muros.
Aseguró que el flujo migratorio que llega a Tapachula creció de manera impresionante y este seguirá ascendiendo, porque al final de cuenta los migrantes que viven en los países pobreza sino tienen para vacunas y una estructura económica viable tendrán que salir en busca de proteger su vida“porque no se escucha de el Salvador y Honduras cuando les llegará sus partidas de vacunación, lo cual los obligara a migrar para inmunizarse
Estableció que los éxodos de migrantes que puedan salir de distintos países, implican hospedajes, comida y acompañamiento, además el tema del idioma es una barrera para poder seguir atendiendo a los extranjeros.
Cañaveral Pérez, agregó que el fenómeno migratorio en esta frontera sur, creció un 40 % mas de lo normal, porque con las caravanas de migrantes que supuestamente desintegraron en Guatemala, no detuvo a los indocumentados, al contrario siguen llegando.
El también, representante de la iglesia en la frontera sur, indicó que en próximos días, se abrirá de nueva cuenta el albergue “BELEN”; para recibir a las familias que vienen acompañadas de sus hijos, todo apegado a las normas e instrucciones de las autoridades de salud.
“No vamos a exponer a las personas a contagios, por eso, tenemos la idea de ir abriendo el albergue de manera gradual pensando en tantas familias que han pasado y no la hemos dejado ingresar, porque sino hubiera COvid-19 se recibe, aún cuando se ha llegado a tener a 500 migrantes al interior del albergue”.
Destacó que todas las familias que están llegando a la ciudad están quedando a la intemperie, lo cual es una preocupación de no poderles atender, pero aclaró, que se les esta otorgando es la comida y que sigan caminando.
Actualmente cuentan al interior del albergue con 100 personas. La capacidad de este alojamiento es de 140 migrantes. Y es que dijo que si se anuncia que su apertura esta se llenaría rápido saturando los servicios porque existen muchas personas que están deambulando.