Exigen rendiciones de cuentas y transparencia en los recursos 

TAPACHULA, Chis.,27 de julio de 2021.- Padres de familia del centro de estudios tecnológicos industrial y de servicios (CBTIS) número 88 en Tapachula, denunciaron irregularidades del presidente del comité de padres de familia, Luis Oscar Montoya Jiménez, por presunta usurpación de funciones y abuso de confianza donde no respeta los acuerdos de asamblea legalmente constituidas en las reuniones.

En esas asambleas, se ha acordado que no se hace ningún movimiento bancario, pago o algún contrato sino están tres de las cuatro firmas que conforman el comité, sin embargo, el presidente del comité ha realizado pagos, transferencia y retiros bancarios sin la autorización del comité con la tarjeta de débito que es mancomunada propiedad del comité de padres de familia El secretario del comité de padres de familia de la institución, Robert Osvaldo Cárdenas Reyna, del periodo 2019-2021 constituidos en asamblea general y nombrado como comité el pasado 4 de septiembre del 2019 por un periodo de dos años por lo que están a punto de terminar con ese compromiso, enfatizó que lo que están pidiendo es que el presidente del comité de padres de familia transparente los gastos que hizo con esos dos instrumentos simplemente presentando las facturas. “En esa cuenta mancomunada estamos dos personas su servidor y el presidente en una cuenta en una institución bancaría, pero es una cuenta mancomunada en la “Chequera» porque según el banco es el apoderado legal del comité según el acta constitutiva por lo que el banco se basó en ese para darle el token y la tarjeta de débito cosas que no están mancomunadas sino individual donde el presidente ha hecho pagos sin autorización del comité”   La última cantidad fuerte adquirió 25 computadoras que no están contempladas en los gastos de este semestre del comité, porque ni si quiera están tomados en cuenta en el proyecto de inversión porque para que una cuota voluntaria surja la cantidad es con base a un proyecto de inversión que se hace semestralmente y de ahí lo que se vaya a gastar se divide entre el número de alumnos y sale la cuota”. Sin embargo, para este semestre debido a la pandemia la cuota fue al 50 % y lo máximo que marca para la adquisión de equipos de cómputo son 100 mil pesos, pero debido a que no hay clases presenciales no se tiene derecho a comprar los equipos, pero este señor se gastó el 160 % más del costo que está estipulado en el proyecto de inversión. Pero como ya se acercan las clases presenciales, se necesita ese dinero, por lo que el comité se tiene que entregar las instalaciones en óptimas condiciones de limpieza e higiene y no se cuenta con recursos “nosotros tenemos una visión en el acceso principal para apegarse a las normas de sanidad al interior del plantel donde se debe tener un área limpia, amplia y con lavamanos para que los jóvenes se tengan todas las medidas sanitarias”. Por lo que exigió que se tenga transparencia de los recursos que se gastó. Además, informó que tras haberse constituidos como comité el pasado cuatro de septiembre del 2019, para el semestre agosto 2019- enero de 2020, y para febrero a julio 2020 el director Miguel Chang Reyna administró esos recursos que suman un aproximado de 2 millones 800 mil pesos y a la fecha no quiere rendir cuenta a los padres de familia, porque él dice que  el reglamento lo obliga que rinda cuentas a las altas autoridades del sistema nacional de la Dirección General de Educación Tecnológica Industrial (DGETI), por lo que los padres de familia argumentan que no tiene que rendir nada allá porque los recursos son los tutores que dan de las cuotas voluntarias. “Cuando nosotros tomamos posesión en la reunión plenaria de padres de familia comentó que inmediatamente que estuviéramos constituidos iba hacer una transferencia de un millón 200 mil pesos, que a la fecha nunca lo hizo y luego de esos 2 millones 800 mil pesos en mi carácter de secretario he estado mandando oficios a las autoridades educativas para que manden las instrucciones que rinda cuentan de esa cantidad y rinda cuentas porque en los últimos semestres no le hizo nada”. Por lo que fueron los padres de familia que han realizado las actividades a través del comité donde se limpiaron los salones y se realizaron los mantenimientos del clima y ventiladores que lo administró el presidente del comité que ya está pagado y no se ha terminado. Por lo que es necesario que el director llegue y de cuentas a los padres de familia y no a las altas autoridades. Los padres de familia, indicaron que sostuvieron una reunión el sábado pasado a petición del comité de padres de familia, porque en grupos de Wasstpas se mencionaba de un presunto desfalco de dinero al comité Por lo que los tutores están exigiendo aclaración, revisión de cuentas y a la vez, si el faltante no está en las facturas que se devuelva. Porque al presidente se le otorgo la tarjeta de débito y el token y el hace todo el uso del dinero, a pesar de tener una chequera mancomunada con el secretario y el vocal, pero el que hace transferencias insólitas desde los 114 pesos y cuando se le pidió explicación no supo explicar en que se gastó el dinero. Los tutores, indicaron que se firmó un pagare donde recibieron una tarjeta, un token y una chequera supuestamente con la cantidad de setecientos unos mil pesos cuatrocientos catorce puntos 25, pero al llegar al banco resulta que ese no es el saldo, sino 571 mil 307.56, por lo que faltan más de 141 mil pesos, por lo que se desconoce el efectivo de ese dinero. Los padres de familia exigieron que se devuelvan los recursos que hacen falta para poder dar cuentas claras y transparentes a la asamblea en los próximos días