MORELIA, Mich., 20 de septiembre de 2021.- Sembrando vida y Jóvenes construyendo futuro, los programas nacionales aplicados al Sureste de México, podrían funcionar en Guatemala, Honduras y El Salvador para dar esperanzas a las personas de esos países y evitar la migración obligada.

Esta es la idea que plantea el presidente, Andrés Manuel López Obrador, y en resumen de lo que trata la carta que envió al mandatario de Estados Unidos, John Biden, para hacer propuestas ante la crisis migratoria que por años ha afectado a ambos países.

«Es necesario ordenar el flujo y evitar el desorden, la violencia; no debemos quedarnos en medidas de contención y menos de carácter coercitivo», manifestó en la tradicional mañanera, esta vez transmitida desde Oaxaca.

López Obrador insistió en que se apliquen ambos programas en estos tres países centroamericanos, pues así podrían mantenerse 90 mil personas de todas las que emigran por falta de trabajo.

«Estaríamos atendiendo en menos de seis meses a 330 mil personas que verían como una esperanza esta acción conjunta de los gobiernos de Guatemala, Honduras y El Salvador.

Si el gobierno de usted decidiera de manera ejecutiva, estaríamos dispuestos a colaborar con asesoría, experiencia y trabajo», leyó.

También sugirió la emisión de visas de trabajo, de manera ordenada y a mediano plazo, que «no perjudicaría a nadie pues es sabido que la gran nación que preside requiere de la fuerza de trabajo adicional para impulsar su crecimiento económico».

Finalmente indicó que Biden sí envió una carta a México, pero para felicitarle por sus 211 años de Independencia.