CIUDAD DE MÉXICO, 5 de septiembre de 2019.- El todavía presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Porfirio Muñoz Ledo, no podía dejar pasar el último día al frente de dicho cargo, sin hacer uso de su peculiar estilo, al exhortar a los coordinadores parlamentarios a ponerse a trabajar para resolver el tema de la integración de la nueva Mesa Directiva.

“Yo también tengo un exhorto como algunos de ustedes, este exhorto es para los coordinadores que el día de hoy, mientras más pronto mejor, deben presentar su propuesta de nueva Mesa Directiva”, indicó.

Durante la sesión de este jueves, el diputado presidente de la Cámara, sostuvo que a las 12 de la noche de este 5 de septiembre, concluyen las funciones de la actual Mesa Directiva, por lo que, dijo, que de carrozas se convertirían en calabazas.

“A las 12 de la noche de hoy se acaba por mandato de Ley nuestro encargo, y de carrozas, nos convertimos en calabazas, pero dejamos por ahí un zapato; por favor, a los coordinadores que hagan su tarea”, sostuvo.

Comentario que fue celebrado por sus compañeros de bancada y aliados, quienes comenzaron un tímido grito que ya se ha convertido en clásico, Porfirio, Porfirio, Porfirio, mientras alguien más le gritó: Porfirio, te vamos a extrañar.

Durante el inicio de la sesión de este día, Muñoz Ledo hizo un breve comentario sobre su micrófono, señalando que ya no lo dejaría prendido porque luego lo graban, en alusión al ya famoso “que chinguen a su madre, qué manera de legislar”, con el que fue sorprendido en la sesión del miércoles.

Este día comenzó con asuntos generales y la presentación de iniciativas, mientras que se espera el acuerdo de la Junta de Coordinación Política (Jucopo) con la propuesta de los nombres de quienes integrarán la nueva Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, misma que debe ser avalada por las dos terceras partes de los diputados presentes.

Este miércoles, se presentaron dos propuestas donde la presidenta era la panista Laura Rojas, sin embargo, como lo advirtió el coordinador de Morena, Mario Delgado, hicieron valer el poder de su voto y rechazaron por lo que no se alcanzó la votación requerida en ambas ocasiones.