TAPACHULA, Chis.,21 de marzo de 2020.- El cierre de la frontera de Guatemala, a consecuencia del Covid -19, entre las comunidades de Tecún Umán, en San Marcos y Ciudad Hidalgo, Chiapas del lado mexicano, ha provocado un desplome de la economía hasta en un 80 %.

Elder Maldonado, Balsero en la ribera del afluente, destacó que en que estas comunidades históricamente compran y venden mercancía entre sí, sin embargo, la pandemia a muchos lo ha dejado sin trabajo en los primeros días de esta emergencia. Aunque Guatemala decidió cerrar sus fronteras, el flujo de mercancía y personas de manera informal por el río Suchiate continua, pero este ha descendido hasta en un 80 %, situación que deja afectaciones a los Balseros,

Tricicleros, cargadores, bodegueros y comerciantes A pesar de ser un flujo informal, es una actividad que sostiene a miles de familias mexicanas y guatemaltecas.

Francisco Morga Ramírez, trabajador en Ciudad Hidalgo, informó que con el Covid-19, ha disminuido la llegada de guatemaltecos quienes llegaban a comprar todos los días a la zona. Desde el día lunes y martes, las ventas han descendido hasta un 60 %, porque la población del vecino país, se ha quedado sin transporte, por lo que únicamente llegan por su mercancía quienes tienen vehículos particulares.

Lo que más se está comercializando en algunos locales y negocios en Ciudad Hidalgo, es el arroz, frijol y pastas Relataron que la mayoría de las bodegas del lado mexicano están saturadas de mercancías, porque las personas no llegan a comprar. Mientras tantos elementos de la Guardia Nacional continúan con la vigilancia en el perímetro del río Suchiate.