TAPACHULA,Chis.,19 de abril de 2019.- Migrantes de África salen a la ciudad a comprar alimentos e ingresan brincando por la barda de la Feria Mesoamericana que se habilitó como extensión del albergue que instaló el Instituto Nacional de Migración (INM), el pasado 16 de abril.

Los extranjeros llevan consigo bolsas con alimentos y se dirigen al lado izquierda del recinto y trepan la barda, debido a que los dos accesos principales están cerrados.

En la entrada principal, los migrantes se acercan detrás del portón a la población y solicitan alimentos, telefonía celular y otros artículos de higiene personal.

En el recinto de la feria Mesoamérica, también haitianos se han acercado con bolsas de comida y botellas de agua que son ingresados a unos 100 metros del portol principal.

En la extensión del albergue donde de acuerdo al INM hay mil 527 migrantes que esperan ser repatriados, no se cuenta con ningún elemento de seguridad que vigile que los migrantes de diversas nacionalidades entren y salen brincando las bardas.

La mayoría de los migrantes son niños, mujeres y familias completas, quienes desde el interior solicitan agua y comida principalmente.