CIUDAD DE MÉXICO, 9 de septiembre de 2019.- Del 1 de diciembre de 2018 a la fecha, han sido asesinadas 24 personas defensoras de derechos humanos y 15 periodistas, según Consejo Consultivo del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de los Derechos Humanos y Periodistas en México.

A esta crisis de violencia contra periodistas y activistas se suma el ausente reconocimiento del presidente Andrés Manuel López Obrador a la importancia de la labor periodística y defensa de derechos humanos, durante su Primer Informe de Gobierno, y que nuevamente este fideicomiso no recibió recursos en el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) para el Ejercicio Fiscal de 2020.

El Gobierno Federal desoyó el llamado emitido por la Oficina en México de la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, como parte de las medidas pertinentes para implementar 104 recomendaciones, a través del Diagnóstico sobre el funcionamiento del Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, presentado públicamente el 26 de agosto de 2019. 

Dicho fondo creado para este fin inició en 2012.

En el Presupuesto de ese año se contempla un millón 500 mil de pesos, de acuerdo al Anexo 13 de las Erogaciones para la Igualdad entre Hombres y Mujeres, en el Ramo de Gobernación.

Para el 2013, se mantuvo en el mismo presupuesto aprobado de un año antes.

En 2014, se incrementó en 10 millones de pesos.

En 2015, la Cámara de Diputados nuevamente aprobó aumentar hasta 26 millones de pesos.

Sin embargo, en el PEF de 2016 la bolsa al Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas fue de cero pesos, al igual que para 2017.

Fue el año pasado que nuevamente se consideró que el Estado mexicano tenía la responsabilidad fundamental de promover y garantizar el ejercicio de la libertad de expresión y el periodismo, ante la alarmante cifra de agresiones contra comunicadores y activistas, lo que obligó en el último año del pasado sexenio a destinar recursos para el mecanismo.

“Durante el 2018, se continuará apoyando el Fondo para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, para lo cual se propone que cuente con una asignación de 200 millones de pesos”, señala el proyecto del ex presidente Enrique Peña Nieto, en la Alineación del Proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el Ejercicio Fiscal 2018.

Esto fue porque en 2017, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) denunció que a nivel operativo sólo se contaba con los recursos ordinarios para el sustento de la nómina de los responsables, instancia que forma parte de la subsecretaría de Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob).

De conformidad con el artículo 5 de la Ley para la Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas, la CNDH forma parte de la Junta de Gobierno del Mecanismo creado para tal efecto, por lo que participa activamente en las sesiones donde se discuten las medidas de protección para periodistas y activistas.

Si bien en el presupuesto de años anteriores se aprobó una partida especial para el fideicomiso del Mecanismo —que iba en aumento— este 2020 nuevamente se destinaron cero recursos.