OAXACA, Oax., 21 de mayo de 2020.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) en Oaxaca revisó después de ocho días el cadáver de una ballena en Lagunas de Chacahua, en la Costa de Oaxaca.

El hallazgo de los restos ocurrió el pasado 12 de mayo en una playa del Parque Nacional Lagunas de Chacahua, en Villa de Tututepec de Melchor Ocampo.

El cadáver de la ballena presentaba una longitud total de aproximadamente 17.3 metros, en avanzado estado de descomposición.

El personal de Profepa revisó los restos y no encontraron golpes ni marcas de daño por interacción humana.

Debido a su estado de conservación, en el cuerpo del cetáceo se observó cambio de coloración y desprendimiento de la piel, por lo cual no fue posible precisar la especie, no obstante, por su longitud y morfología se concluyó que se trata de un rorcual (género Balaenoptera).

También se tomaron muestras de tejido del ejemplar para realizar pruebas genéticas para definir la especie.

En apego a lo previsto en el artículo 57 del Protocolo de Atención para Varamientos de Mamíferos Marinos, el personal de la Profepa determinó dejar el cadáver en el sitio de varamiento, tomando en cuenta que la parte de playa en la cual se encuentra varado el ejemplar se ubica en una zona prácticamente deshabitada, es un área poco concurrida o transitada, donde no causa molestias, ni riesgos por mal olor para la salud pública.