SAN LUIS POTOSÍ, SLP., 4 de julio de 2019.- Mientras en la Ciudad de México hubo manifestaciones por inconformidad de integrantes de la Policía Federal que se convertirán en elementos de la Guardia Nacional, en San Luis Potosí la corporación sigue trabajando con toda normalidad, indicaron mandos de la institución policiaca.

El personal operativo de la base capitalina señaló que en el marco de la transición, los altos mandos les están garantizando estabilidad y certidumbre laboral y por ello aún después de la serie de manifestaciones a nivel nacional, aquí se han mantenido al margen.

En la capital del estado, la base de la Policía Federal trabaja con 31 elementos operativos que utilizan de 15 a 18 vehículos.

Esa estructura sigue funcionando de manera normal hasta que haya instrucciones sobre el proceso de transición.

Entretanto, en la Ciudad de México y Estado de México, policías federales bloquearon diversos sectores, entre los que generaron mayores afectaciones fue la autopista México- Pachuca en ambos sentidos, con argumentos de rechazo a ser parte de la Guardia Nacional.

En ese sentido, el secretario de Seguridad Pública del Gobierno Federal, Alfonso Durazo, aseguró que respetarán los derechos y prestaciones de los efectivos en su tránsito de la Policía Federal a la nueva GN.

Cabe recordar que a partir de la publicación del decreto de creación de la Guardia Nacional, se tiene un plazo de 18 meses para efectuar la transición de los recursos humanos, técnicos y financieros de la corporación a la Guardia Nacional.

Hasta el momento, las Divisiones de Gendarmería y de Fuerzas Federales ya se incorporaron a la Guardia Nacional; faltan las divisiones de Seguridad Regional, Policía Científica y Antidrogas.

En San Luis hay seis estaciones operativas de la Policía Federal, distribuidas en la capital, Santa María del Río, comunidad El Huizache, Matehuala, Rioverde y Ciudad Valles, más una séptima que cubre la seguridad en el Aeropuerto Internacional Ponciano Arriaga.